BARRIO JUDÍO

barri jueu

Protegidos por el poder real, los judíos se establecieron a poca distancia del Castillo del Rey. El barrio judío estaba totalmente separado de la resta de la ciudad y tenía solamente 4 puertas que lo comunicaban con el exterior. En el interior se encontraban las casas de los judíos, pequeñas y con sus talleres en los bajos, la sinagoga, el horno, los baños y la escuela. El barrio judío entró en decadencia a partir del siglo XIV, hasta la expulsión de los judíos en 1942. Se conserva el entramado estrecho de las calles y algunos arcos apuntados en Talavera y la Plaza de los Ángeles. Desafortunadamente, viejas reformas urbanísticas dañaron la trama urbana y el derribo reciente de algunos edificios medievales ha supuesto la práctica desaparición del barrio.

Monumento al aire libre.

Coordenadas: 41.117110069200, 1.258896589170

Documento sin título